baseline-home / Sectores / Diphotérine® / La industria petroquímica

La industria petroquímica

En general, en la industria petroquímica se pueden distinguir cinco etapas principales con un riesgo químico:
1- Producción
Los accidentes pueden ocurrir cuando se manipulan productos químicos o se añaden reactivos químicos. En el proceso de alquilación se utilizan, por ejemplo, ácidos fuertes como el ácido fluorhídrico (HF), el ácido sulfúrico (H2SO4) o el hidróxido de potasio (KOH). Pero también se pueden encontrar diversos disolventes como el fenol, el tolueno y la metiletilcetona (MEK) para la producción de aceite base. El amoníaco se utiliza a menudo como refrigerante para enfriar los productos (llamado enfriamiento), y la soda cáustica y la amina para eliminar las impurezas (como el hidrógeno y los sulfuros).
2-Inspección
los accidentes que se producen suelen deberse al manejo de errores durante las pruebas o análisis de los productos (recogida, dosificación, etc.) y la toma de muestras.
3-Almacenamiento
La principal fuente de accidentes está relacionada principalmente con el traslado de productos químicos de un tanque a otro.
4-Mantenimiento
Se observan accidentes durante el vaciado, la limpieza, la desinfección y la purga de las tuberías. Las principales causas de los accidentes son las salpicaduras de productos químicos debidas, por ejemplo, a las operaciones de desmantelamiento de tuberías o de válvulas.
5-Operaciones de apoyo
Se trata de procesos que acompañan todo el proceso de creación de productos petroquímicos en los sitios (producción de energía, tratamiento de aguas residuales, recuperación de azufre, producción de aditivos, tratamiento de gases residuales, etc.). El tratamiento del agua es un ejemplo en el que se pueden encontrar productos químicos como el sulfuro de hidrógeno (H2S), el amoníaco (NH3), los fenoles o el benceno.

En las industrias en las que existe el riesgo de salpicaduras de productos químicos, es necesario poder ofrecer a los empleados soluciones de lavado eficaces y rápidas. Además, se necesita un producto adecuado para contrarrestar los aspectos corrosivos y agresivos de ciertas sustancias químicas, como el ácido fluorhídrico (HF).

Las ventajas de la solución de la Diphotérine® para este sector

1- Protocolo único
2- Una solución efectiva contra todas las familias de químicos
3- Lavar en cualquier lugar
4- Intervención rápida
5- Reacción rápida y serena
6- Alivia el dolor
7- Un lavado seguro para cualquier lesión
8- La solución de Hexafluorine® al servicio de las proyecciones de HF

¡Ellos dan testimonio!