¿De dónde viene el peligro específico del ácido fluorhídrico (HF)?

El ácido fluorhídrico genera una doble acción

  • corrosiva por los iones ácidos (H+), capaces de atacar los tejidos en superficie, (epitelio corneal o epidermis),
  • tóxica por los iones (F-), que, debido a la destrucción de la capa superficial de la piel o del ojo por el ácido, pueden penetrar en profundidad, quelatar el calcio perturbando así los equilibrios biológicos que conducen a desórdenes fisiológicos más o menos profundos;

Ventajas de un lavado activo con la solución HEXAFLUORINE®

Debido a este peligro específico, un lavado eficaz además del simple arrastre mecánico, permite rápida y simultáneamente:

  • detener la progresión del agresor que ha penetrado en los tejidos
  • hacer que el producto salga por el juego de las presiones osmóticas
  • absorber todo el potencial agresivo del producto químico ( H+ y F-)